A vueltas con ‘se’.

Aun dentro del análisis de las oraciones simples, no es difícil meterse en una de esas zonas grises que tanto descolocan a nuestros alumnos. En este caso se trata de los usos del pronombre ‘se’ más allá de los fácilmente clasificables como reflexivo, recíproco, pasivo reflejo o impersonal. Para que vean que, en cuanto uno se mete en harina sintáctica, la clasificación tiene que dejar necesario paso a la interpretación (sensata y razonada, pero “interpretación”) nos permitimos aquí enlazar algunas de tantas como distintas formas de ver el asunto nos hemos encontrado en cuanto hemos puesto en un buscador “usos del pronombre se“.

.- La clasificación que hace la wikipedia (que ya habíamos enlazado el pasado curso) les va a gustar, porque es eso precisamente: una clasificación.

.- Pero, si visitan hiru.com, se sorprenderán viendo cómo la anterior lista de usos “se encoge“.

.- No obstante, en sanflato.iespaña.es volverán a toparse la clasificación “ampliada“, similar a la primera, y además con un cuadro que probablemente los aliviará. Ese cuadro es, más o menos, el que tienen en materiales de lengua.

.- Finalmente, dos explicaciones más “visuales”: este archivo pdf de un sitio de la Junta de Andalucía, que revuelve un poco todo lo anterior, y esta presentación (ppt, aunque se puede ver en html plano) de nuestros colegas del I.E.S. Sta. Catalina de Alejandría, de Jaén, que probablemente les cause espanto porque toda la zona gris de marras la mete (¡ay!) su autor, Alfonso Sancho, dentro del uso reflexivo del “se”.